Publicado el 17 diciembre de 2015 a las 17:56
Los grandes chefs se suman a la campaña “Un refresco, tu mejor combustible” y animan a la población a acompañar las comidas navideñas con refrescos si después hay que conducir.

carlos-chef

MADRID – 17 DE DICIEMBRE DE 2015

El RACE y la Asociación de Bebidas Refrescantes (ANFABRA), en colaboración con la Dirección General de Tráfico (DGT), recuerdan a la población que hay que evitar el consumo de alcohol si después se tiene que coger el coche y realizar una conducción segura durante las celebraciones navideñas. Para este período están previstos más de 17 millones de desplazamientos en el territorio español. Acompañar las celebraciones navideñas con refrescos puede evitar accidentes de tráfico durante las fiestas.

La Federación Española de Hostelería (FEHR) prevé un crecimiento de un 4% en las cenas y comidas de navidad y de fin de año, hasta alcanzar los niveles “precrisis”. Se calcula que cada persona asista, de media, a 10 cenas y comidas navideñas, si se incluyen las laborales, las familiares y las que se celebran con amigos. En este contexto el RACE y la Asociación de Bebidas Refrescantes recuerdan a los conductores que los comportamientos adecuados son imprescindibles para evitar accidentes en las carreteras con la campaña “Un refresco, tu mejor combustible”. Aunque en general la concienciación ha mejorado, aún existen conductores que llevan a cabo conductas de riesgo que podrían provocar accidentes. Si hay que conducir, un refresco será el mejor combustible.

Según datos de la Dirección General de Tráfico (DGT) doce de cada cien conductores cogen el coche después de la ingesta de bebidas alcohólicas o drogas. En 2015, unos 84.000 conductores han dado positivo en estos test. La DGT prevé realizar 25.000 controles diarios de alcohol y drogas durante estas Navidades y ha invitado a los ayuntamientos de más de 25.000 habitantes a sumarse a hacer controles a nivel local.

Una buena comida puede acompañarse de refrescos

Los conocidos chefs Iñigo Urrechu, Sergi Arola, Diego del Río, José Luque, Nino Redruello, Carlos Maldonado y Jaume Puigdengolas colaboran en esta ocasión con la campaña “Un refresco, tu mejor combustible” y protagonizan un videoclip donde recuerdan a los conductores que si beben no deben conducir y que en una excelente comida navideña se puede optar también por las bebidas refrescantes. Los expertos de la cocina recuerdan que el alcohol afecta el organismo de cara a la conducción y recuerdan que se puede brindar con refrescos.

En caso de conducir, ANFABRA y el RACE ponen las bebidas refrescantes como una opción para estas fiestas ya que hidratan, despejan y nos permiten tener un buen rendimiento físico y mental para mantener la actividad cerebral y la capacidad de atención en la conducción. La campaña recuerda que no hay que bajar la guardia esta Navidad, incluso en viajes cortos.

Hacer frente al cansancio

Las fiestas navideñas se caracterizan también por las vacaciones y las reuniones familiares que a menudo requieren largos desplazamientos por carretera, donde la sensación de cansancio será inevitable. Según el estudio del Observatorio Español de Conductores (DUCIT) que elabora el RACE, el 48% no paran lo recomendado. Y la fatiga es también enemiga de la conducción segura. En España concretamente es la cuarta causa de siniestralidad mortal.

La deshidratación es otro factor de riesgo. Las personas que conducen con niveles bajos de hidratación pueden cometer errores como aquéllos que se encuentran bajo los efectos del alcohol. Ésta es la conclusión de un estudio de la Universidad de Loughbourgh del Reino Unido, que ha comprobado que los comportamientos al volante en ambas situaciones son similares.

Conducción invernal segura

En invierno, los desplazamientos por carretera requieren especial atención sobre todo en las zonas más frías de la península, donde las temperaturas bajas y el mal tiempo son un factor de riesgo. Dos de cada diez accidentes mortales están relacionados con la mala climatología. Para evitarlos, es necesario seguir medidas preventivas que permitan disfrutar de unas vacaciones seguras.

En primer lugar, es importante no ponerse una hora de llegada y hacer pausas cada dos horas o 200 kilómetros. Aprovechar los descansos para hacer pequeños estiramientos e hidratarnos: nunca tomar bebidas alcohólicas y optar por refrescos que nos ayudarán a mantener el nivel de atención en la carretera.

En segundo lugar, es necesario preparar el vehículo antes de salir hacia nuestro destino, prestando especial atención al estado de los neumáticos, líquidos, dirección, frenos, nivel de batería y estado de escobillas. En caso de movernos por zonas con nieve, es necesario llevar cadenas o neumáticos de invierno, además de guantes, linterna, una manta, chaleco reflectante y rasqueta para el hielo.